Quiero compartir contigo un extracto de mi tesina, con la que me recibí de acompañante espiritual, espero pueda ayudarte o compártela con algún ser querido que esté transitando un duelo. Aclaro que este duelo puede ser originado por el fin de una relación, una amistad, un trabajo o si quieres dejar un recuerdo que no te hace bien…

Introducción:

El tema elegido es:

“El Acompañamiento Espiritual en el duelo por separación. Para recuperar la alegría de vivir”.

Elijo este tema porque anhelo llevar mi experiencia a otras mujeres y compartirles las herramientas que a mí me han ayudado a superar la crisis del abandono de una pareja con la que tenía un proyecto de vida y la ilusión de ser feliz; viví ese proceso de separación como un duelo porque el amor me hizo imposible vivir y aunque de amor nadie muere, yo me sentí morir.

Reconciliación

Este proceso significó mi muerte para nacer a algo hermoso: la reconciliación conmigo misma. Y el final del duelo me regaló valor, madurez y crecimiento espiritual para construirme de nuevo y alivianar el peso que llevaba dentro del corazón.

En mi camino al corazón me di cuenta de que cuanto más me resistía más sanación sucedía, si estaba inquieta era porque algo importante me tenía preparado Dios. Cuando parecía que no tenía fuerzas, el Espíritu Santo me sostenía para que no abandonara. Me retuvo la fe y la esperanza de que estaba yendo por un buen camino. Una certeza inexplicable.

Acompañamiento espiritual

El acompañamiento espiritual y el Camino al Corazón son una gran ayuda para transitar las secuelas de la falta de amor o desamor más allá de que las heridas cicatricen con el tiempo. Las herramientas de escuchar el cuerpo a través de la oración contemplativa son fundamentales para vivir este camino. También reconocer mi historia acompañada de una persona que me escuchó sin juzgar y en sigilo, fue lo que me ayudó a transitar el duelo.

Identificar mis emociones y pensamientos tiranos en el recorrido de las 5 puertas y reconocer que venía muy lastimaba y desconfiaba de cada persona que creía podría volver a herirme. Descubrí que todos estamos en la búsqueda del amor y que solo Dios nos puede dar ese amor que nos transforma.

Propósito

Cuando estamos atravesadas por el abandono todo se siente cuesta arriba, es muy difícil sentirse alegre o disfrutar las situaciones cotidianas con entusiasmo. Mi propósito es que las mujeres pasen del dolor a la confianza restablecida, aceptando que la vida trae grandes aprendizajes y superar el sentimiento de traición que trae el abandono es uno de los pasos.

Por ello deseo que al recorrer el camino a su propio corazón recuperen la sonrisa y el sentido del humor las mujeres que sufren las profundas heridas del abandono como un duelo. Para que el daño emocional que deja el abandono y la sensación de no ser suficiente no condicionen su vida.

Recuperar la alegría va de la mano de sanar la autoestima, y eso se logra encontrando a Jesús nuestro interior, Él es quien nos habita y nos acompaña en el proceso de duelo. Donde aprendí a reconocer que los sentimientos de rabia, frustración, decepción, desilusión e incomprensión nos hacen más humanas. Nuestra capacidad de resiliencia transforma el dolor en algo nuevo. Recuperar nuestro valor sabiendo que vamos por buen camino con la certeza de sentirnos amadas por Dios.

sigue leyendo en mi libro 📕  https://sentirseamada.com/termina-relacion/

 

mas humanas

más humanas